RESUMEN DE LA HISTORIA DE LA COLONIA MENNO

Esta página les presenta un breve resumen de algunas situaciones y etapas de desarrollo de la Colonia Menno en los 77 años de su existencia en el Chaco paraguayo.

1743 mennonitas canadienses llegaron hace 77 años a Puerto Casado con la intención de asentarse en el Chaco y construir así un nuevo hogar. 323 volvieron antes de entrar en el Chaco inhóspito. 171 murieron antes de poder llegar a la tierra propia en suelo chaqueño. Al final fueron 1257 los pioneros que se asentaron e iniciaron el proyecto que hoy día es la Colonia Menno. La población mennonita ascendió mucho y hoy Menno cuenta con una población de cerca de 9.000 habitantes.

Gracias al esfuerzo de los Pioneros hoy la comunidad goza de una vida llena de prósperidad y bienestar.Encuentro de dos culturas En el año 1921 llegó una expedición de mennonitas canadienses dirigida por el Señor Fred Engen al Chaco Central. Vinieron en busca de tierra para un futuro asentamiento.

¿Qué les movió para buscar un futuro hogar en esta región habitada por diferentes tribus indígenas?
En Canadá el gobierno les quería obligar a enseñar en las escuelas en idioma inglés y según el currículo del Estado. Muy creyentes y tradicionalistas, ellos temieron que sus niños y jóvenes perdiesen la fé evangélica mennonita. Por eso buscaron una salida, y como el gobierno canadiense no quiso oírles, muchos decidieron emigrar.

El Paraguay prometió a los expedicionarios plena libertad en el ejercicio de su creencia y la educación de sus hijos (escuelas propias en alemán), liberación del servicio militar, como también el manejo de la cuestión de
 las herencias, viudas y huérfanos, entre otras cosas. Así, la expedición recorrió sobre caballos y mulas el terreno del Chaco.

Durante el recorrido de la expedición, el guía Fred Engen y sus acompañantes llegan a tener contactos con indígenas de la etnia enjlet (lengua), sellando un pacto de amistad entre indígenas y mennonitas, que perdura hasta hoy día y queda demostrado a travéz de 77 años que la amistad y convivencia pacífica entre dos culturas diferentes es posible.

La inmigración
Cuando los mennonitas canadienses en 1927 llegaron a Puerto Casado en el Chaco paraguayo, tuvieron que enfrentar una serie de contrariedades no conocidas en Canadá. Las tierras no habían sido mensuradas y el ferrocarril no llegaba a las tierras compradas como había sido prometido. Se iniciaba una penosa espera en el campamento en Puerto Casado que en muchos inmigrantes provocó una situación de desaliento. El clima desconocido, la falta de agua potable y enfermedades hicieron estragos entre los inmigrantes, falleciendo en el tiempo de espera de 1 año y medio el 11% de ellos.

 

El viaje tierra adentro se realizó en tren hasta punta rieles, o en Carretas y carros tirados por bueyes. Desde Km 145, punta rieles, el viaje siguió unos 100 km más tierra adentro para poder asentarse en las parcelas elegidas para la colonización.

El inicio penoso
Llegado a los campos no cultivados se fundaron las primeras aldeas. Sin casas, sin caminos ni pozos de agua pero con una férrea voluntad y su inmensa fé en Dios empezaron a construir las primeras fincas. No había otra alternativa que "manos a la obra". Lo primordial era construir una casa, preparar tierra para el cultivo y cavar pozos. Algunos habían traído una carpa que durante el primer tiempo era la única protección contra sol, viento y lluvia. En la construcción de la casa (de troncos extraídos del bosque, de ladrillos de arcilla y paja para el techo), y el trabajo en la chacra, toda la familia debía ayudar. Instrumentos de labranza fueron principalmente el hacha y la pala. Así con el tiempo los ranchos primitivos se transformaron en florecientes aldeas mennonitas.

Muchas familias eran tan pobres que no podían ni pensar en volver a Canadá aunque lo hubiesen querido. Empezaba así un sistema de trabajo "todos para uno, uno para todos" que hasta hoy día se sigue practicando a través del sistema de la Cooperativa. Este sistema le ayudó a superar los tiempos de penuria y se convirtió en la base sobre la que creció la Colonia Menno. Es el Fruto del gran esfuerzo del hombre y de la bendición de Dios.

La actividad económica
Al inicio, la base de la agricultura era exclusivamente agrícola.
Con hacha, pala y azada llegaron los inmigrantes al Chaco. Con el correr de los años consiguieron las primeras herramientas agrícolas tiradas por bueyes y caballos. Con el arado, la sembradora y los carpidores, muchas veces hechas a mano propia, sentaron la base de una economía estrictamente atada a la tierra.

Con el ingreso de los sembradoras y arador con asiento, y luego, a fines de los años 60 y en los años 70 con la mecanización de la agricultura, el progreso económico alcanzó pasos más firmes, y por lo tanto se
agregaron otros rubros lo que significaba un gran progreso en la economía de la comunidad.

La ganadería, que al comienzo se limitaba a la producción lechera para el uso casero, tomó impulso en los años 40. De ahí en más no paró de crecer y con cada decenio tomó mayor importancia. Se crearon las estancias para el aprovisionamiento de carne de los colonos, y también se empezó con el comercio del ganado vacuno, comprando de otros lados animales de mejor calidad, y exportando lo que se producía en la colonia.

Hoy día la ganadería forma la base de la economía, pero igual como la agricultura, es una actividad que está relacionada directamente con el clima, y las repetidas sequías largas significan un verdadero reto para los productores de animales de alta calidad, exigencia del mercado actual a nivel nacional e internacional.

La vaca lechera era infaltable en la familia pionera. Pero también a partir de los primeros años de la década de los 50 se inició el proyecto de la elaboración de productos lácteos para la venta en el mercado nacional. Al comienzo se limitó a la venta de manteca y queso. Pero luego se agregaron una diversidad de productos como la leche larga vida, el joghurt, la crema de leche, dulce de leche y la leche sachet, entre otros. Estos productos hoy día son conocidos en todo el país y más allá de las fronteras nacionales bajo el nombre de Lácteos Trébol, resaltándose su buena calidad.

Administración
La Administración de la Colonia Menno corre bajo dos instancias bien definidas. La Sociedad Civil Chortitzer Komitee, fundada en 1936, luego convertida en Asociación Civil, y la Sociedad Cooperativa Colonizadora Chortitzer Komitee, fundada en 1961 en base a la Ley de Cooperativas del país.

Transporte de productos
Con el trabajo tesonero y mucho sacrificio esta Colonia fue progresando. Este proceso se puede observar muy bien en el desarrollo del transporte. Hasta los años 60, cuando se abrió la Ruta Transchaco el transporte de la Colonia hacia Asunción iba por tierra, sobre carros tirados por bueyes o caballos hasta punta rieles (unos 80 km) y de ahí en ferrocarril hasta Puerto Casado, donde los productos fueron embarcados y llevados a la capital del país.

Después de adquirir los primeros camiones, y al abrirse la ruta Trans-Chaco, se mejoró, aceleró e intensificó el intercambio económico con Asunción. Para satisfacer las necesidates crecientes, tanto en la exportación como en la importación de productos de y hacia la colonia, se adquirieron los primeros camiones de carga más grandes. La moderna flota de transporte de carga para diferentes productos: algodón, maní, lácteos, ganado, Combustibles, comestibles, etc. se vale hoy día de una amplia red vial de unos 1900 km. Se ha adquirido las máquinas necesarias para abrir nuevos caminos, o mantener y cuidar los ya existentes, que son usados mucho inclusive en épocas de lluvia.

Transporte de Personas
Con el transcurrir de los años el transporte de personas ha cambiado totalmente. El transporte con carros tirados por bueyes y caballos fue reemplazado por medios motorizados como el autobus, la camioneta o el coche moderno y confortable que hace posible el viaje rápido a cualquier lugar dentro de la colonia o hacia lugares mucho mas alejados. ¿Habrán soñado nuestros pioneros alguna vez que ellos mismos llegarían a experimentar esta comunicación rápida de la que hoy disfrutamos, inclusive el uso del teléfono y del internet?

Vida social y religiosa
En las primeras décadas la vida social se reducía prácticamente a la vida familiar, la columna vertebral de la sociedad, y a las reuniones del domingo en la iglesia, a más de casamientos y entierros.

Este aspecto ha cambiado muchísimo. Hoy día, hay una larga serie de actividades sociales se ofrecen para los habitantes de la colonia, tales como excursiones en la naturaleza chaqueña, juegos deportivos como Volleyball y Fútbol, clubes de jinetes y de rodeos.

En el hogar se da mucho énfasis a una educación buena y cristiana de los hijos. Parte de esto forma ademas una formación de los jóvenes en una profesión, para que así puedan ganarse el sustento de la vida.

El culto dominical siempre fue muy bien visitado por los colonos. El punto principal forma siempre el sermón; pero el programa es completado con músicas, cantos, lectura de pasajes bíblicos y una escuela dominical para los niños. En toda la colonia existen actualmente 14 congregaciones locales, que se han formado no por diferencias en su creencia, sino por motivos de organización y distancia, porque de un extremo al otro de la colonia Menno se tiene que recorrer mas de 120 km.

Una tarea muy importante en la que se trabaja en forma conjunta entre las congregaciones y la comunidad es la asistencia a los necesitados que habitan en y alrededor de la colonia. Motivados por la palabra de Dios „Id y predicad..." se organiza los trabajos de ayuda social y espiritual.

La Juventud
En los primeros años los jóvenes se trasladaron a pie de una aldea a otra.
El caballo ya fue un medio muy cómodo de traslado. Luego llegaron las primeras bicicletas y motos que ya significaban un medio moderno y rápido. Hasta hoy día las motos son un medio de transporte muy usados
por los jóvenes. Muchos de los jóvenes de la actualidad cuentan con su propio automóvil como medio de transporte.

A los jóvenes se les ofrece actualmente diferentes programas sociales y religiosos, que deben ayudarle en su formación como persona en el aspecto social y espiritual. Importante es también la educación en la escuela. Hasta la década de los años 50 la educación se limitaba a lo elemental: leer, escribir, contar y enseñanza bíblica.

Actualmente el programe de estudios está adaptado a las exigencias del Ministerio de Educación y Cultura, y también existe la posibilidad de realizar cursos de profesionalización dentro y fuera de los límites de la colonia Menno. Muchos jóvenes estudian en la Escuela de Enfermería y en el Centro de Formación Profesional, o salen a la capital del país u otros lugares para recibir una adecuada preparación académica.
y hoy son empleadas en la agricultura y ganadería.

Finalmente:
Gracias a este país llamado Paraguay y el pueblo paraguayo, que nos acogió en sus tierras y nos concedió libertad para desenvolvernos en todos los campos.
Que el Dios Todopoderoso nos dé a todos juntos todavía muchos años para vivir y trabajar en esta nuestra Patria, el Chaco paraguayo.

Honra a los Pioneros.

Gracias a nuestra Patria.

.